viernes, 6 de octubre de 2006

Ensayo de nah



¿Se intentó todo?
Casi.
Luego arañar las nubes

que besan el agua de mar,
odiar el amime

(a mi me da la gana
que sea lo que yo quiero)
toser
desterrar la rata en cautiverio
aullar al viento
gritar:
“hoy nooo, quizás mañanaaa”,
sin saber cómo, cuándo, dónde
voltea la vida
sin dolor
sin espejos
sin aura.
¡Qué estupidez,
sin nada!
La montaña se eterniza.
Existo,
un agujero.


© A L R , 2006, Puerto Rico
Imagen: Parallel Dreams, A L R, 2004

3 comentarios:

Goddess dijo...

'voltea la vida
sin dolor
sin espejos
sin aura.'


Interesante imágen. Muchas veces asi nos sentimos, sin aura.

Laura Hammer dijo...

Lo importante es que existes...y si eso es lo que hay, entonces la nada puede ser desplazada.

Un abrazo Ana, directo a la vena ;)

Ana dijo...

Goddess, son instantes de falsa invisibilidad. Pero todo lo que existe es, y por tanto algún rastro deja. :D

Laura, caray es cierto! Es como decir que nos mueven los sueños, los mismos que retan lo imposible.

Saludos!

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.